Cristiano Ronaldo junto a Edward Fabian, trabajador del restaurante Mar de Nudos.

6

El futbolista portugués Cristiano Ronaldo revolucionó y despertó gran expectación con su presencia la noche de este martes en el restaurante Mar de Nudos en el Moll Vell de Palma. Clientes y simpatizantes aguardaron a que el delantero del Manchester United saliera de cenar para conseguir una foto o autógrafo. El deportista y su novia, Georgina Rodríguez, llegaban a primera hora de la noche acompañados por otras cuatro parejas de amigos. El grupo se sentó en una mesa que estaba reservada para diez comensales decorada con centros florales y situada en una ubicación especial, con vistas al Moll Vell.

Para la cena escogieron pescado a la sal y pasta ‘fresca alla rueda’ que elaboró el equipo de cocina. Para acompañar, vinos, zumos y para Cristiano y Georgina, agua. A su salida, el equipo de seguridad del astro portugués tuvo que abrir camino entre los fans, hasta los vehículos. Eso sí, el deportista se hizo una fotografía con todo el equipo de Mar de Nudos que el propio restaurante ha compartido en sus redes sociales. Para la ocasión Cristiano escogió shorts y camisa amplios de la marca Balenciaga. Por su parte Georgina optó por un ajustado vestido de animal print y tacones de aguja.

Cristiano Ronaldo y Georgina, de cena por Palma con unos amigos
Imagen compartida en el perfil el restaurante.

Historia compartida por el restaurante en la que aparece Georgina.

La modelo disfrutó de esta cena en Palma, aunque poca horas antes se encontraba en Francia. Rodríguez hizo un parón en sus vacaciones familiares en Mallorca para acudir al desfile de la firma Jacquemus que tuvo lugar en Arlés. En esta cita se la pudo ver acompañada por rostros tan conocidos como Victoria Beckham o Nathy Peluso. Georgina y Cristiano llegaron a la Isla a mediados de junio y durante estos días se les ha podido ver disfrutando de los encantos de Mallorca. La pareja se aloja con sus hijos en una lujosa finca rural, a los pies de la Serra de Tramuntana. Esta localización, rodeada de viñedos y árboles de todo tipo, cuenta con su propia capilla, gimnasio, una piscina rodeada de palmeras, diferentes jacuzzis y una pista multideportiva.