La entidad ofrece nuevos servicios y mantiene el personal en Menorca | Gemma Andreu

La dirección de Banca March ha aprobado una reorganización de su implantación en Menorca con una restructuración que mantendrá abierta dos oficinas en la Isla, en Maó y en Ciutadella.

Subraya que no supone reajuste de plantilla, por lo que se lleva a cabo ningún despido. Estos cambios incluyen el cierre de la sucursal de Ferreries y la oficina de la avenida Vives Llull de Maó, que son reubicadas.

Este mes de diciembre serán inauguradas las nuevas instalaciones de la oficina de Maó, ubicada en Sa Ravaleta, acordes con la filosofía de Banca March para dar un trato personalizado y ofrecer un servicio especializado. Contará con más personal y dotación tecnológica.

En Maó seguirá operativo el cajero automático de Vives Llull y en la oficina de Sa Ravaleta se pone en marcha un segundo cajero automático. Al mismo tiempo, a los clientes de Ferreries no se les cobrará comisión en las extracciones en efectivo en otros cajeros, a partir de 150 euros.

Renovación iniciada en 2014

Banca March indica que estos cambios forman parte de un proceso de renovación iniciado en 2014 para adaptar las oficinas al negocio especializado en banca privada y asesoramiento a empresas.

 Ello implica la reubicación de las sucursales más pequeñas y la apertura de centros de negocio. «Estamos construyendo el banco del siglo XXI, apostando por las nuevas tecnologías para dar servicio a todos los clientes», afirma. Expone que «la reorganización de las oficinas ha venido marcada por los propios clientes, que cada vez acuden menos a las sucursales y, en cambio, demandan un servicio disponible a través de banca digital con una atención multicanal».

Se está acelerando el uso de los canales digitales, dado que los clientes demandan más eficacia, velocidad y flexibilidad. El 73 por cien de los clientes de banca privada los utilizan, y en Balears el 54 por cien de los clientes ya están digitalizados.

Punto de vista

El número de clientes ha crecido en un 60 por ciento en la Isla desde 2016

Los responsables de Banca March destacan que «nuestro compromiso con Menorca, lejos de disminuir, se ha reforzado estos últimos años y así va a continuar».  Desde el 2016 el volumen de negocio de la entidad en la Isla ha crecido un 50 por cien, y en este mismo periodo el número de clientes ha aumentado un 60 por cien.

Estos datos  expresan «la apuesta decidida de Banca March por Menorca, donde no para de crecer». El servicio de Banca Telefónica 24 horas atiende sin desplazamientos a los clientes, que también cuentan con banca multicanal (web, app, teléfono) y se han abierto centros de banca privada. También se refuerza la atención a los clientes mayores de 65 años. Tendrán horario de atención preferente en las oficinas a partir de las 8,30 a las 10 de la mañana.