La presión en la ‘general’ ha alcanzado cifras nunca antes vistas en septiembre. | Gemma Andreu

La gratuidad del transporte público en autobús gracias a las iniciativas de los gobiernos central, autonómico e insular no ha tenido, todavía, un reflejo notable en la intensidad media de tráfico diario que soportan las carreteras insulares, según las cifras que muestra la estadística del Departamento de Movilidad del Consell.

Los datos del mes de septiembre, el primero en el que el transporte es gratuito, en algunos casos incluso, muestran un récord de circulación en los tramos de la carretera general donde se distribuyen los cuatro controles de afluencia del tráfico que elabora la institución insular. El hecho de que todavía se tratara de un mes vacacional sumado a la desestacionalización con los hoteles y residencias turísticas en índices de ocupaciones muy altas explicaría en parte, por ejemplo, que en el tramo del kilómetro 20,4 de la carretera general, en las inmediaciones de Es Mercadal por el oeste, la intensidad mensual media presente una cifra récord desde 1997.

En septiembre pasaron por ese punto una media diaria de 16.473 vehículos, casi 400 más al día que en el año anterior. También ofrece el registro más alto desde que se controla la estadística el punto del kilómetro 2,9, con una media de 16.161 vehículos.

El último mes del verano, por tanto, ha mantenido la tónica de los tres anteriores que han marcado registros históricos en todos los puntos kilométricos del control en la carretera general. Solo en septiembre se acusa un descenso en el del kilómetro 42, cerca de Ciutadella, donde la cifra baja de 19.116 el año pasado, a casi 1.000 vehículos menos en el presente ejercicio.

También hay cifra récord en la carretera de Maó hacia Sant Lluís-Alcalfar, la que soporta más tráfico de la Isla en la temporada estival. Si en septiembre de hace un año circularon por ella una media diaria de 20.836 vehículos, este año en el mismo periodo lo han hecho 21.071. El récord absoluto se dio en agosto con 25.709 vehículos de media al día.

Baja Es Castell

Donde sí ha comenzado a apreciarse un mayor uso del transporte colectivo gratuito ha sido en la carretera de Es Castell a Maó, coincidiendo con el inicio del curso escolar en los centros educativos y considerando que la población villacarlina no es un núcleo turístico. De un año a otro, en septiembre, han circulado casi 600 vehículos menos al día por esta carretera Me-2. Han sido un total de 13.652 frente a los 13.973 de 2021.

También ha descendido la presión del tráfico en la Vía de Ronda, donde el Consell tiene otro de sus puntos de control. Han sido casi 900 vehículos menos (de 25.951 a 25.056). Del mismo modo ha bajado la intensidad media en la Me-24 de Ciutadella a Cala en Bosc, pasando de 15.135 vehículos a 14.945.

Estas cifras en ambas vías comienzan a expresar la tendencia del cambio que debería conseguirse con la gratuidad del transporte para acceder tanto a los institutos como a los puestos de trabajo. Todo apunta a que durante el mes de octubre esta tendencia que hasta ahora tiene una media del 13 % de aumento se habrá incrementado.

Como muestra, el 25 de octubre utilizaron el transporte público de TMSA, que cubre la mayoría de las rutas unas 6.500 personas, frente a las 4.600 que fueron las usuarias en esa misma fecha en el año anterior a la pandemia.