41

Lo que iba a ser un homenaje a las víctimas del terrorismo que hace cinco años sufrieron el atentado de La Rambla de Barcelona acabó entre abucheos y gritos por el boicot de un grupo de independentistas que interrumpió el minuto de silencio mientras coreaba consignas contra el Estado español y el CNI. Apenas eran medio centenar, pero fueron suficientes para reventar el acto, llegando incluso a enfrentarse a los asistentes, entre los que estaban familiares de los muertos.

Uno de los cabecillas de la protesta era Francesc, un hombre natural de Ciutadella que en los últimos años, en compañía de su guitarra, se ha convertido en un rostro habitual de las marchas independentistas en Catalunya. «La guitarra es mi metralleta», declaraba en una entrevista a Eldiario.es hace unos años. Pero en esta ocasión dejó la música a un lado y acabó perdiendo los papeles para increpar a los asistentes al homenaje e incluso llegar a agarrar por el brazo.

Un exaltado Francesc, convencido de la teoría conspirativa sobre la implicación del Estado español en el atentado, se encaró a familiares de las víctimas para exclamar: «¿Por qué no crean una comisión de investigación? Porque han sido ellos. Vinieron a matar a matar catalanes y mataron todo lo que pudieron (...) os matarán y todavía les lameréis el culo a los asesinos (...) sois una banda de burros».

Noticias relacionadas

«Yo también soy víctima del terrorismo porque soy catalán», se justificaba ante quienes pedían que se callara y respetara el homenaje. Se da la circunstancia de que uno de los que respondieron a Francesc tras haber reventado el acto es también menorquín. En concreto el periodista mahonés Fidel Masreal, que cubría el acto para El Periódico de Catalunya. Una vez que se habían alejado las víctimas se dirigió al cabecilla de los manifestantes para decirle: «No tenéis vergüenza de respetar a las víctimas, no tenéis vergüenza ninguno de vosotros».

La respuesta que recibió el periodista fueron más insultos: «Tú calla, eres un puto español de mierda, eres igual que ellos. Tú eres igual que la Guardia Civil».

Criticas a Laura Borràs por apoyarles

Este grupo de exaltados que convirtió el homenaje a las víctimas del atentado de Barcelona en una protesta política recibió el apoyo de la líder de Junts per Catalunya, Laura Borràs. La expresidenta del Parlament se acercó a ellos para saludarles tras el acto, aunque después el partido se desmarcó de este gesto. La protesta ha merecido la crítica de destacados dirigentes del independentismo catalán, empezando por el portavoz de ERC en el Congreso, Gabriel Rufián, que consideran «miserable» boicotear y tratar de sacar rédito electoral de un acto de esta naturaleza.