Vista general de nuevo parking de Cala Figuera, en el puerto de Maó. | APB

14

Las obras se han efectuado en plena temporada turística, lo que no ha estado exento de polémica, pero finalmente el parking de Cala Figuera, en el puerto de Maó, ya está asfaltado y las plazas de aparcamiento organizadas. En total el estacionamiento ha quedado con una capacidad para cien vehículos.

Autoridad Portuaria ha anunciado este lunes la finalización de los trabajos «después de unas semanas intensas de asfaltar, repintar y reaalizar estudios geotécnicos sobre el terreno».

Noticias relacionadas

Adaptar el nuevo aparcamiento público, que hasta ahora funcionaba como una tanca sin asfaltar, ha tenido un coste de 85.000 euros, y según el ente público ayudará a paliar las dificultades para aparcar a los usuarios del puerto de Maó.