Los trabajos se retomarán entre Alaior y L’Argentina

10

A la segunda fue la vencida. Dos empresas se han presentado al concurso público para la adjudicación de las obras de reforma de un primer tramo de la carretera general, aproximadamente entre la entrada a Alaior y el cruce de la urbanización de L’Argentina. Una primera convocatoria quedó desierta en marzo, lo que obligó al Consell a incrementar el presupuesto de los trabajos de 2,1 a 2,8 millones de euros. El alza de precios de los materiales está condicionando este tipo de licitaciones de las administraciones públicas.

Una vez abiertos el martes los sobres de las ofertas, la mesa de contratación ha comprobado que concurren a la licitación dos uniones temporales de empresas, que cumplen en un principio con los requisitos establecidos en el pliego de condiciones.

Una de las UTE está formada por la empresa menorquina Antonio y Diego SA junto a la constructora mallorquina Melchor Mascaró SAU. En la otra participan las sociedades de la Isla Construcciones Olives SL y M. Polo SL, además de la internacional Copcisa SA.

Ahora se debe proceder a la valoración de cada una de las propuestas para escoger a la adjudicataria. De este modo se solventa uno de los escollos que han    ido surgiendo para reanudar las obras de reforma de la carretera general, que llevan ya muchos años paralizadas, incluso desde antes de las rescisión del contrato con la anterior empresa adjudicataria. El contrato se ha dividido en varias fases para así agilizar su tramitación.