El estudio refleja que el 63,6 % ha tenido problemas de entregas de suministro, de materias primas, componentes o producto acabado durante 2021.

5

El 91% de las empresas asociadas a PIME Menorca se vieron afectadas por el incremento de precios en 2021, según estudio revelado este jueves por la patronal.

Las subidas de precios más significativas se han registrado en el combustible (64,7%), el suministro eléctrico (61,2%), la materia prima (51,2%) y el producto elaborado (33,5%).

Con el objetivo de reducir el impacto de estos sobrecostes en la cadena de producción, el 35,1% de las empresas ha repercutido íntegramente el alza de precios y el 31% solamente lo ha hecho parcialmente.

Según el estudio de PIME, del total de empresas, el 66,1% ha trasladado esta subida a sus precios. Casi la mitad de las empresas que ha incrementado sus precios, sólo lo ha hecho en parte, asumiendo en su cuenta de resultados las pérdidas que ha podido ocasionarle.

El 26,21% de las empresas que han repercutido el aumento de precios de forma íntegra han sido las empresas de servicios, seguidas por la actividad industrial y con alguna diferencia los sectores de comercio y construcción. Mayoritariamente el sector comercio ha repercutido sólo una parte del sobrecoste, el 40% de todas las empresas que tomaron esta decisión son del sector comercial.

Como consecuencia, la adopción de medidas por los empresarios ha supuesto que el 78,7% haya reducido márgenes, el 24,3% ha tenido que retrasar entregas de pedidos, el incremento de stocks también ha sido una opción para evitar retrasos para el 21,3% y el 17,2% los retrasos en las entregas de mercancías y el incremento de precios le ha supuesto la pérdida de encargos y de clientes.

Por otro lado, el estudio refleja que el 63,6 % ha tenido problemas de entregas de suministro, de materias primas, componentes o producto acabado durante 2021.

De entre las empresas que manifiestan problemas con el suministro, el 27,52% se dedican a la actividad comercial, seguido por el sector servicios y el de industria que suponen el 24,76%. Estos retrasos en las entregas de los aprovisionamientos han alcanzado un período de tiempo entre 1 y 3 meses para el 19% de las empresas.

Además, el 26,7% ha sufrido retrasos de entre 2 y 3 semanas y el 20,7% de un mes.

Finalmente, a los retrasos en la entrega de mercancía se ha sumado en el 72,9% de las empresas un incremento del coste del transporte. Al 44,9% le ha supuesto una subida de entre 5 y 10% el coste del transporte, al 21,3% el incremento ha sido de entre el 10-25% y el 22,8% de empresas ha tenido un incremento menor, entre el 1 y el 5%.