Ensayo general de la segunda producción de la compañía amateur Perversos de l’Orfeó, que cuenta con Isis Pons, Cristina Pons e Iker Gomila en los papeles protagonistas | M.N.

Confiesa Manel Navarro, director teatral ligado al Orfeó Maonès, que con el primer montaje de la compañía que ahora dirige, la adaptación de «Perversión sexual en Chicago» de David Mamet, «se sentaron» las bases de futuros montajes. De hecho no es casualidad que el grupo haya adaptado como nombre el de Perversos de l’Orfeó y que la obra que este sábado (20 horas) estrenan en el escenario de la entidad cultural lleve por título «Pervers verí del teatre».

Estamos hablando de una tragicomedia musical en un acto del propio Navarro. Una invitación, avanza, «a disfrutar de un momento agradable descubriendo el devenir de unos personajes en busca de su destino». Una historia que cuenta en los papeles principales con las interpretaciones de Isis Pons, Cristina Pons e Iker Gomila, quienes además de actuar, cantan y bailan.

Sobre el escenario están acompañados por una agrupación musical ligada a la formación de Moments a Cor, con Elsa Perches (piano), Pere Moll (batería), Carlos Buenaventura (bajo) y Periku Arguimbau (guitarra). Ellos ponen la banda sonora a la historia de dos mujeres insatisfechas con sus vidas que, cuando sienten la llamada de la aventura para mejorar su situación, se adentran en lugares insospechados donde el misterio, la magia y el veneno del teatro hacen su aparición, apuntan desde la compañía.

El espectáculo, que se repetirá este domingo en el mismo Teatre del Orfeó (19 horas), ya tiene acuerdos cerrados para representarse en escenarios de Ciutadella y Es Mercadal próximamente.