Acumulación descontrolada de residuos orgánicos.

0

Balears recibirá 6,5 millones de euros del Plan estatal de Apoyo a la Implementación de la Normativa de Residuos, en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia financiado por los fondos europeos Next Generation, según se    acordó en la Conferencia Sectorial de Medio Ambiente, celebrada esta semana. Se trata de la segunda partida de fondos Next Generation que el Ministerio de Transición Ecológica y para el Reto Demográfico destina a la gestión de los residuos. En la primera, Balears recibió 15,5 millones de euros que se destinaron a una convocatoria de ayudas dirigidas a los consells insulars, ayuntamientos, mancomunidades, consorcios y gestores de residuos que son concesionarios de instalaciones de titularidad pública.

Actualmente, la Direcció General de Residus i Educació Ambiental, con Sebastià Sansó al frente, trabaja en la resolución y adjudicación de los fondos después de haber recibido solicitudes por valor de 30,8 millones de euros. Esta segunda partida mantiene los criterios de distribución de la primera. Por lo tanto, el Estado sigue aceptando la reivindicación de la Conselleria de Medi Ambient i Territori de que tenga más peso la cantidad de residuos que se genera en cada territorio que la población censada.

Así, comunidades con un mayor peso del turismo, como es el caso de Balears, ven compensado el hecho de verse obligadas a gestionar un volumen de residuos per cápita más elevado que no se corresponde con el de la población residente. En este sentido, cabe recordar que, en 2019, la diferencia entre el mes de máxima generación de residuos (agosto) y el de mínima producción (enero o diciembre) fue del 35 % en Mallorca.