Panel publicitario que hace referencia al Black Friday en un comercio. | Efe

0

La llegada de los días de fríos indica que el gran día de los descuentos está más cerca. El Black Friday se ha convertido en uno de los días más esperados por los amantes de las compras y los chollos que, año tras año, marcan en rojo la fecha en el calendario. Este 2022 la jornada de ofertas en los comercios se llevará a cabo el viernes 25 de noviembre, aunque como ya es de costumbre en los últimos años en la mayoría de tiendas se adelantan a la semanas antes.

Con el boom de este día dedicado a las compras, han sido muchos los comercios que desde hace años alargan los descuentos durante todo el fin de semana. Por tanto, es previsible que la mayoría de grandes marcas mantengan las rebajas desde el viernes 25 hasta el domingo 27 de noviembre. De hecho, hay centros comerciales que empiezan a hacer precios especiales desde principio de mes. Además, el domingo 27 también será considerado de apertura comercial para facilitar las compras antes de los días previos a las fiestas navideñas.

Aún así, desde el año 2015, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) revisa las ofertas de los establecimientos más reconocibles para comprobar la veracidad de los descuentos o, en caso contrario, denunciar la falsedad de las rebajas anunciadas.

¿Dónde se encuentra el origen de este día?

El origen del Viernes Negro se encuentra en Estados Unidos, en el día después de la noche de Acción de Gracias que abre la temporada de compras navideñas con ofertas y descuentos en la mayoría de establecimientos. A España llegó en 2011, cuando se produjo un cambio en la normativa que regula las promociones y periodos de rebajas. Así, los comercios pudieron librarse del calendario antes establecido y ofrecer descuentos en esta fecha, justo antes de la llegada de la Navidad.

En cuando al nombre de Black Friday, día en el que el consumo tiene que ser responsable, son varias las teorías que existen al respecto. Sin duda, la más extendida es la que cuenta que la denominación se debe a que las tiendas durante los días de descuentos cambian los números rojos de las pérdidas por números negros, es decir, hacen un balance positivo de las cuentas e ingresos. Otra teoría lo relaciona con una gran crisis económica que hubo el viernes 24 de septiembre de 1869, los financieros de Wall Street, Jay Gould y Jim Fisk hicieron que todo el mercado entrará en bancarrota, desde entonces se le recuerda como viernes negro.

Sin embargo, otras creencias aseguran que el término black lo acuño la policía de Filadelfia para describir el intenso tráfico que había en las calles el viernes después de Acción de Gracias. El nombre empezó a usarse en el año 1961 entre todos los oficiales y se extendió por todos los estados a partir del año 1975. Finalmente, también se asocia el nombre al periódico The New York Times que el año 1975 utilizó la expresión Black friday para describir el caos que vivía la ciudad el día posterior a la tradicional festividad.