La mala imagen de Casado lastra a los conservadores. | J.A.Ruiz

30

A pesar de que el Partido Popular sigue en cabeza, con un 26,9 % y una horquilla de entre 114 y 119 diputados, su crecimiento sigue lastrado por la imagen de su presidente, Pablo Casado, según se desprende de la encuesta realizada por DYM para Ultima Hora. Aún así, mantiene la primera posición como consecuencia del efecto desatado tras las elecciones en la Comunidad de Madrid, que presagiaban un cambio de ciclo a todos los niveles.

Pese a la valoración a la baja de Casado (3,0), la derecha tiene opciones de conseguir una mayoría absoluta debido a la mayor fidelidad del votante de Vox. Los de Santiago Abascal ocuparían el tercer lugar con un 17,1 %, lo que supondría entre 55 y 59 escaños. Tampoco son buenas las expectativas para los dos socios del Gobierno de coalición. Las valoraciones del presidente, Pedro Sánchez (3,5), y de la vicepresidenta Yolanda Díaz (3,9) cotizan a la baja desde el inicio del curso político El ejecutivo cosecha su peor imagen desde el mes de julio del año pasado.

El PSOE mantendría la segunda posición, con un 25,7 %, esto es, con entre 101 y 106 escaños. Mientras que la formación morada, en cuarta posición, obtendría un 11,6 % y entre 27 y 30 escaños. Por lo que respecta a Ciudadanos, las perspectivas continúan siendo muy negativas, con un    3,4 % y apenas dos o tres escaños, muy lejos de sus mejores resultados y de los 10 cosechados en los últimos comicios.

Declaraciones de Garzón

Las declaraciones del ministro Alberto Garzón sobre la calidad de la carne en España hechas en una entrevista en un diario inglés y toda la polémica generada en torno a ello ha hecho calar en la ciudadanía la sensación de que el Gobierno vive ajeno al pulso de la calle. Las declaraciones del ministro son rechazadas por la mayoría de la ciudadanía y, lo que es más relevante, por casi un 40 % de los votantes socialistas. Para un 53 % de los consultados Garzón debería haber sido destituido por el presidente del Gobierno, que es el que sale perjudicado según responden cuatro de cada cinco ciudadanos.

Tampoco son buenas las sensaciones sobre los fondos Next Generation que la Unión Europea ha puesto en marcha para la recuperación económica tras la crisis desatada por la pandemia de coronavirus. Tan sólo uno de cada diez españoles piensa que se están distribuyendo de acuerdo a criterios técnicos. Según un 41,9 % de los encuestados el reparto de los fondos se ha hecho de acuerdo exclusivamente con criterios políticos. Del mismo modo, un porcentaje mínimo de los encuestados piensa que estas aportaciones benefician a las pequeñas y medianas empresas. El 41,6 % piensa que los beneficiados serán las administraciones públicas y las grandes empresas. En general, hay una tendencia mayoritaria a suspender la actuación del Gobierno, con un 21,7 que califica con una puntuación de cero el ejercicio del Ejecutivo de Pedro Sánchez. También se refleja en el sondeo la preocupación de la mayoría de los ciudadanos por la tensión entre Ucrania y Rusia. Un 35 % de los consultados se muestra bastante preocupado por cómo puede afectar este conflicto a España.

En cuanto a la decisión de que el Ejecutivo envíe efectivos militares a la zona como país miembro de la OTAN, hay mayor disparidad, frente a un 22 % que se muestra algo de acuerdo, un    19,9 % se muestra poco de acuerdo y un 19,5 % nada de acuerdo. En cuanto a al pandemia, sigue siendo mayoritaria la posición de que deben imponerse restricciones, con un 58,2 %. Curiosamente el votante de Vox es el que aboga en mayor grado por la eliminación de todas las medidas de control impuestas por las autoridades.

Llama también la atención que para un 65,9 % de los consultados la vacunación en España debería ser obligatoria. Y como en el caso anterior, son los votantes de Abascal los más reticentes a la imposición de esta medida. Por lo que se refiere a economía doméstica, apenas un 16 % piensa que su situación es mejor en su hogar que en 2021. Existe una percepción negativa generalizada por lo que respecta a la evolución política, social y económica del país a lo largo de este año. La población posicionada a la izquierda es la que tiene una perspectiva algo más optimista.